Padres y pediatras
al cuidado de la infancia y la adolescencia

Nuestra Encuesta

La violencia en el entorno familiar es un tema a resolver por

Área de usuario

Vitíligo ¿ocurre en los niños?

  • pdf
  • friend
  • print
  • Googleplus
  • Twitter
  • Facebook
Fecha de publicación: 13-03-2017

¿Qué es el vitíligo?

Es una enfermedad benigna de la piel. Causa manchas blancas en distintas partes del cuerpo. Se debe a la destrucción de los melanocitos. Estos son las células responsables de dar color a la piel.

Afecta a una de cada 100 personas. Y casi la mitad comienza antes de los 20 años, sobre todo entre los 10 y 20 años.

En el 20% de los casos hay antecedentes familiares. Lo que se hereda es la predisposición a sufrirla.

¿A qué se debe?

No se sabe cuál es la causa. Parece que se debe a la coincidencia de tener una predisposición genética junto a una probable reacción autoinmune. Y a unos factores ambientales que actúan como desencadenantes, como el estrés, las quemaduras solares, cambios hormonales, etc….

¿Cómo es el vitíligo?

Son manchas blancas, con ausencia total de pigmentación (máculas amelanóticas). Sus bordes están bien delimitados.

Hay dos tipos:

a) VITILIGO Generalizado o Universal. Es la forma más frecuente.

Hay manchas blancas en ambos lados del cuerpo. Son simétricas y generalizadas. Afecta a dedos, manos, cara, zonas periorificiales (ano, nariz…), axilas, rodillas… y las zonas de la piel sometidas a un mayor roce mecánico, como las articulaciones, etc... Pueden aparecer nuevas manchas en zonas que reciben una agresión (fenómeno de koebner).

b) VITILIGO Segmentario.

Localizado en un solo lado del cuerpo. Crece a lo largo de 3-6 meses y luego queda estable en su tamaño.

Suelen desaparecer todos los melanocitos y los pelos pueden quedar blancos.

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico se hace por los antecedentes familiares y el examen físico. El Dermatólogo puede realizar otras pruebas clínicas para confirmarlo:

- Examen con lámpara de Wood: sobre todo en las personas de piel más clara.

- Biopsia de piel: en casos dudosos.

- Pruebas de laboratorio: glucemia, hormonas tiroideas (T4, TSH) y anticuerpos anti tiroideos. Se hacen porque a veces se puede asociar con enfermedad autoinmune.

¿Cómo evoluciona?

Es una enfermedad crónica. Pero puede pararse durante meses, años o décadas.

Sobre todo en los niños se han visto repigmentaciones espontáneas, a veces totales.

No es contagioso. Pero tiene repercusión sobre su imagen, y puede afectar a su calidad de vida.

¿Cuál es el diagnóstico diferencial?

Es raro, pero a veces puede plantear dudas con otras manchas blancas.

- Con la Pitiriasis alba. Es frecuente en la cara de los niños. Se trata de una variante de la dermatitis atópica. Pero las lesiones tienen algo más de pigmento y los bordes son más irregulares.

- Hipopigmentación postinflamatoria. Ocurre tras cualquier agresión de la piel.

- Piebaldismo: mechón pelo blanco en frente y lesiones acrómicas en tórax y rodillas.

¿Cuál es el tratamiento?

Debe ser indicado por el dermatólogo.  Cada caso se debe individualizar.

1. FOTOPROTECCIÓN SIEMPRE: Las manchas no tienen melanina. Por eso se queman fácilmente. Así  se evita también que la piel sana se broncee y se note más.

2. COSMÉTICOS, MAQUILLAJES Y AUTOBRONCEADORES para ocultar manchas blancas, sobre todo en cara o lesiones localizadas. Siempre asociadas a fotoprotectores.

3. TRATAMIENTO REPIGMENTANTE: Su fin es detener la despigmentación y estimular los melanocitos residuales de la piel vecina. Hay varias opciones. La respuesta es mejor en cara y cuello y menor en zonas distales. Pero se han realizado pocos estudios en niños.

  • Corticoides tópicos: Si se trata de pocas manchas y en pautas cortas por riesgo de atrofia cutánea y estrías.
  • Fotoquimioterapia tópica: psoralenos tópicos y radiación ultravioleta A (UVA), si son manchas pequeñas.
  • Fotoquimioterapia sistémica: psoraleno oral y luz solar. Tiene algún riesgo. No se debe usar en menores de 10 años.
  • Inmunomoduladores tópicos: tacrolimus y pimecrolimus. Son bien tolerados en niños. Se pueden usar en largos periodos de tiempo. No producen las complicaciones de los corticoides. Pero esta indicación aún no está aprobada.
  • Fototerapia con radiación ultravioleta B (UVB de banda estrecha): Es el tratamiento de elección en casos moderado-severos, sobre todo en mayores de 6 años. Tiene menos efectos secundarios que los rayos UVA. A veces asociado a inmunomoduladores o extracto de polypodium leucotomos.
  • Láser excímero 308 nm, en lesiones concretas.
  • Auto-injertos, en mayores de 12 años y vitíligo estables.
  • Despigmentación de la piel sana con monobenzona. No está exento de riesgos.

Una de las opciones igual de valida, es la ABSTENCION TERAPEUTICA. Es decir, no dar tratamiento, si no le preocupan las manchas y no le afecta la calidad de vida. 

Un enlace interesante...

Fecha de publicación: 13-03-2017
Autor/es: