Padres y pediatras
al cuidado de la infancia y la adolescencia

Nuestra Encuesta

La violencia en el entorno familiar es un tema a resolver por

Las administraciones públicas
0% (0 votos)
Las fuerzas de seguridad
0% (0 votos)
El entorno de amigos y familiares
0% (0 votos)
Profesionales de la salud
0% (0 votos)
Nos compete a TODOS
100% (2 votos)
Total de votos: 2

Área de usuario

El lactante que vomita

  • pdf
  • friend
  • print
  • Googleplus
  • Twitter
  • Facebook
Fecha de publicación: 18-10-2011

¿Qué son los vómitos?

El vómito es la expulsión de forma violenta por la boca del contenido del estómago o de los tramos altos del intestino delgado. No hay que confundirlo con la regurgitación, que es la expulsión del alimento antes de que llegue al estómago o bien la expulsión del mismo de forma no brusca.

¿Por qué se producen los vómitos?

Los vómitos se deben a muy diversos estímulos. Pueden ser un síntoma frecuente de muchas enfermedades

Causas:

  • Infecciones: Gastroenteritis, infección urinaria, meningitis,….

  • Reflujo gastroesofágico.

  • Alergia o intolerancia a proteínas de la leche de vaca.

  • Obstrucción del aparato digestivo: estenosis hipertrófica de píloro, invaginación intestinal,…

  • Trastornos metabólicos: fenilcetonuria, galactosemia,…

1. Reflujo gastroesofágico: Ocurre porque tras la ingesta de alimentos, no cierra bien el músculo que conecta el esófago con el estómago (esfínter esofágico). Si el esfínter sigue abierto los cambios posturales (sobre todo, al tumbarlos) y las causas que aumentan la presión sobre el estómago darán lugar a la salida de alimentos. Puede ocurrir nada más comer o más tarde. La mayor parte de las veces no son grandes cantidades y generalmente salen sin esfuerzo.

Habitualmente suele mejorar según va creciendo el niño. Lo más frecuente es que no haya alteración en la ganancia de peso.

2. Alergia o intolerancia a proteínas de leche de vaca: Aunque son problemas distintos el motivo es el mismo: la leche de vaca no les sienta bien. Al tomar el biberón y, a veces, con la leche materna pueden vomitar o tener crisis de llanto, diarreas explosivas y, en ocasiones, les salen manchas en la piel. Muchas veces no toman la leche (este es uno de los motivos por los que nunca hay que forzar a un niño a tomar ningún alimento).

3. Infecciones (gastroenteritis, infección urinaria, meningitis,…): Hay muchas infecciones que tienen el vómito como parte de sus síntomas. Suelen cursar con fiebre, que puede ser más o menos alta, y muchas veces, con poco apetito o rechazo de la alimentación.

4. Obstrucción del aparato digestivo: Distintas enfermedades pueden producir una obstrucción digestiva lo que daría lugar a vómitos.

  • La estenosis hipertrófica de píloro aparece entre los 15 días y 4 meses de edad. Se debe a un engrosamiento del músculo en la salida del estómago (píloro) que no deja pasar los alimentos. Los vómitos aparecen poco tiempo después de comer y suelen ser proyectivos (a chorro).

  • La invaginación intestinal se presenta entre los 5 y 10 meses de edad. Además de los vómitos tienen dolores abdominales intensos que se manifiestan como llanto intenso, generalmente, encogen las rodillas sobre el pecho. Suele ser intermitente, pero va empeorando de forma progresiva. En muchas ocasiones tienen heces con sangre.

¿Qué debo hacer?

Si es un reflujo gastroesofágico y no hay afectación del estado general o pérdida de peso no se debe tomar ninguna medida especial. La elevación de la cabecera de la cuna puede disminuirlo un poco.

Cuando se inician los vómitos se aconseja iniciar tolerancia oral con soluciones de rehidratación oral (preparados farmacéuticos). Está desaconsejados los sueros caseros, bebidas isotónicas, zumos y otras bebidas azucaradas o carbonatadas.

La tolerancia oral consiste en ofrecerle el suero en pequeñas cantidades (mejor con cuchara o jeringuilla) e ir aumentando poco a poco durante unas 3 – 4 horas

¿Cuándo debo consultar?

  • Si a pesar de probar una tolerancia oral adecuada siguen los vómitos

  • Si hay vómitos con sangre o con bilis

  • Dolor abdominal severo

  • Vómitos repetitivos

  • Somnolencia o irritabilidad severa

  • Signos o síntomas de deshidratación: boca seca, ausencia de lágrimas, fontanela deprimida o disminución de la cantidad de orina

  • No puede tomar una cantidad adecuada de líquidos.

Fecha de publicación: 18-10-2011
Autor/es: