Padres y pediatras
al cuidado de la infancia y la adolescencia

Nuestra Encuesta

Para vacunar a mi hijo frente a varicela antes de los 4 años:

Área de usuario

Verrugas, molluscum y condilomas. Qué saber y qué hacer

  • pdf
  • friend
  • print
  • Googleplus
  • Twitter
  • Facebook
Fecha de publicación: 3-11-2011

Las tres son lesionas en la piel benignas que se deben a virus que afectan a la piel y mucosas. Preocupan a los padres de los niños y consultan a menudo al pediatra.

Las verrugas y los condilomas acuminados se deben al virus del papiloma humano (VPH). El molluscum contagiosum lo causa un POXVIRUS.

¿Qué es una verruga?

Una tumoración que afecta a la piel o las mucosas. Es mas frecuente en la edad escolar. Es autolimitada. Puede desaparecer espontáneamente en el curso de uno a dos años. Se disemina por autoinoculación en el mismo paciente.

Hay varios tipos de verrugas:

  • Verrugas vulgares: pápula solitaria, rugosa sobre todo en las manos, los dedos y las rodillas. No duelen salvo las que están alrededor o bajo las uñas.

  • Verrugas planas: pápula lisa aplanada de color amarillo marronáceo. No duelen. A veces se reúnen en pequeños grupos sobre todo en la cara.

  • Verrugas plantares: pápula rugosa en zonas de apoyo y que duelen sobre todo a la presión lateral entre los dedos.

  • Verrugas filiformes: pequeñas excrecencias en forma de dedo que salen en la cara cerca de la nariz y la boca y, a veces, en las zonas con pelo.

  • Verrugas anogenitales o condilomas acuminados: pápulas blandas, elevadas, de color carne, áspera y rugosa, con aspecto filiforme o vegetante, numerosas y agrupadas. Casi nunca causan dolor. Solo a veces pueden tener pequeñas molestias o sangrado.
    En el adulto es una enfermedad de transmisión sexual. En los niños puede deberse a un contagio indirecto (manos, toallas) o incluso en el momento del parto. Aunque nunca hay que descartar la posibilidad de abusos sexuales. No desaparecen espontáneamente. Suelen volver a aparecer después del tratamiento.

¿Qué es el molluscum contagiosum?

Es una pápula perlada de superficie lisa, de forma de cúpula y con un centro umbilicado (hundido).

Mide entre 1-5 mm. Dentro tiene un material caseoso que puede exprimirse. Puede ser única o múltiple. Aparece sobre la piel alterada por traumatismos o inflamaciones.

Su curso también es autolimitado. Se van espontáneamente en 4/6 meses. Se disemina por autoinoculación en el mismo paciente.

Es contagioso. Se relaciona con el uso de piscinas, así como el calor, la humedad y la falta de higiene, pero sobre todo por contacto piel a piel.

Es más frecuente en los niños con eccema atópico y en los que tiene su inmunidad (sistema defensivo) alterada.

¿Qué hacer si nuestro hijo tiene un mollusco o verruga?

  1. Evitar la autoinoculación. El niño no se debe rascar en las zonas lesionadas. Procurar que no se muerda las uñas sobre todo si hay verrugas en éstas.

  2. Evitar el contagio a otras personas. Lavarse las manos después de tocar al niño. No compartir toallas ni material deportivo. No andar descalzo en las piscinas y gimnasios. Cuidado con el material de manicura.

  3. Mantener una buena limpieza sobre las lesiones. Aplicar cremas hidratantes si el niño es atópico o tiene la piel inflamada alrededor de la lesión de mollusco.

  4. Acudir al pediatra. Aunque pueden curar espontáneamente si se dejan evolucionar, hay que tener en cuenta que pueden producir rechazo social, crear preocupación estética o bien pueden cronificarse. Siempre se debe ir al pediatra si hay sospecha de condilomas.

¿Hay algún tratamiento?

No hay un tratamiento del todo eficaz y aceptado universalmente para cada lesión.

El tratamiento debe ser individualizado. Depende de la experiencia del profesional y de los medios que tenga en su lugar de trabajo.

Es aconsejable consensuarlo con el paciente o sus padres.

Los tratamientos más frecuentes son:

  1. Aplicación sobre la lesión de medicamentos que la destruyen

  2. Técnicas quirúrgicas:

    • Crioterapia: aplicación de frío a temperaturas bajo cero.

    • Curetaje: arrancamiento con un instrumento llamado cureta, circular y con borde cortante.

    • Electrocoagulación: destrucción por infrarrojos

  3. Exprimir la lesión con pinzas y aplicar un antiséptico posteriormente.

Fecha de publicación: 3-11-2011
Autor/es: