Padres y pediatras
al cuidado de la infancia y la adolescencia

Nuestra Encuesta

La violencia en el entorno familiar es un tema a resolver por

Las administraciones públicas
0% (0 votos)
Las fuerzas de seguridad
0% (0 votos)
El entorno de amigos y familiares
0% (0 votos)
Profesionales de la salud
0% (0 votos)
Nos compete a TODOS
100% (2 votos)
Total de votos: 2

Área de usuario

Vacuna de la Fiebre Tifoidea

  • pdf
  • friend
  • print
  • Googleplus
  • Twitter
  • Facebook
Fecha de publicación: 29-05-2013

¿Qué es la fiebre tifoidea?

La fiebre tifoidea es una infección bacteriana producida por la Salmonella typhi. Hay varios tipos de Salmonella que causan esta infección, que también se llama “fiebre entérica”. El único reservorio o huésped de la bacteria es el ser humano.

Es una enfermedad que se distribuye por todo mundo. Sobre todo es endémica en países de pocos recursos, como Asia (es más frecuente en Asia Central y Sudeste Asiático), Africa y Latinoamérica, donde la sufren millones de personas cada año. En América del Norte y la mayor parte de Europa, hoy en día, es muy difícil contraerla y los casos esporádicos suelen ser viajeros internacionales.

- La infección se transmite por tomar agua o comida contaminada con heces u orina de individuos que han padecido hace poco la enfermedad.

- Pueden eliminar la bacteria personas enfermas, convalecientes o portadores sanos. Esto se debe a que la bacteria puede permanecer varios meses en el intestino una vez curada la enfermedad. Esta situación, que se llama estado de portador, es especialmente común en niños y, sobre todo, en menores de 5 años.

- También, aunque es raro, se pueden dar casos de contagio directo de persona a persona.

La bacteria, después de infectar el intestino, pasa a la sangre desde donde se disemina a diferentes órganos y tejidos como el hígado, bazo, médula ósea y vesícula biliar. Tras un periodo de incubación de 7-14 días aparece fiebre alta y continua, que a lo largo de la primera semana puede llegar a 40ºC, junto con malestar general, fuerte dolor de cabeza, dolores musculares y debilidad. También, dolor abdominal que puede cursar tanto con estreñimiento como con diarrea. Si no se trata, en la segunda semana va apareciendo mucho sueño, estupor e incluso delirio. A veces se da una distensión progresiva del abdomen con agrandamiento del hígado y el bazo y pueden salir unas manchas rojas en el cuerpo (parte inferior del tórax y abdomen) llamadas “roséola tífica” que aparecen en brotes y duran 2-3 días. Si no se trata con los sueros y antibióticos apropiados, puede causar la muerte en el 20-30% de los casos.

¿Puede prevenirse la fiebre tifoidea de forma eficaz?

Para la prevención de esta grave enfermedad hay varias medidas:

  • Aislamiento de los enfermos.
  • Control de los portadores.
  • Saneamiento de las aguas.
  • Hábitos higiénicos.
  • Vacunas.

En España hay dos tipos de vacunas disponibles frente a la Salmonella typhi. Dos de ellas son vacunas inyectables inactivadas (con bacterias muertas) y otra es una vacuna viva atenuada (debilitada), que se da por vía oral.

1. Las inyectables o muertas se llaman Typhim Vi® y Typherix® y se ponen por vía intramuscular en una única dosis. La misma dosis para adultos y niños mayores de 2 años, siendo recomendable la revacunación cada 2 años si persiste el riesgo de exposición. Se debe poner al menos dos semanas antes del viaje, aunque en menores de 5 años la eficacia es menor. No está financiada por la seguridad social y vale unos 21€.

2. La otra vacuna, Vivotif®, se compone de bacterias vivas atenuadas e inactivadas. Se toma por vía oral. Son 3 cápsulas que se toman en días alternos 1 hora antes o 2 horas después de comer. Sólo se puede dar a niños mayores de 3 años. Dado que la protección comienza a partir de los 10 días de tomar la última cápsula, lo mejor es administrarla al menos tres semanas antes de la fecha del viaje. Si se mantiene la situación de riesgo, hay que revacunarse cada tres años. Esta vacuna debe conservarse en nevera (2º-8º), vale 10€ y está financiada por la seguridad social.

Ambas vacunas protegen de forma moderada, ya que aunque aparecen anticuerpos o defensas en el 95% de los adultos y en el 50% de los niños, la eficacia para no coger la enfermedad es del 50-70%. Esta protección es menor cuanto más pequeño es el niño.

¿Quién debe vacunarse de fiebre tifoidea?

En España no está recomendada la vacunación de forma rutinaria.

Sólo debe administrarse a viajeros que van a zonas endémicas, sobre todo a quien viaja al subcontinente Indio, sudeste Asiático, Oriente medio y Africa subsahariana. Se puede consultar si hay que ponerla según al país al que se vaya a viajar en las páginas web oficiales para viajes internacionales y en los Centros de Vacunación Internacional de tu Comunidad Autónoma. Como la eficacia de la vacuna es moderada hay que insistir en que su administración no sustituye las medidas de prevención higiénico-dietéticas.

También deben vacunarse las personas en contacto cercano con portadores de Salmonela typhi y personal de laboratorio que trabajen con esta bacteria.

¿Es esta una vacuna segura y que riesgos puede tener?

Como cualquier otra vacuna o medicamento puede causar reacciones alérgicas graves, pero en el caso de estas dos vacunas, este tipo de reacción es muy rara. De hecho, con Vivotif no se ha declarado ningún caso de reacción grave.

- Con la vacuna oral, en muy pocas veces puede haber nauseas, dolor abdominal, diarrea, vómitos, dolor de cabeza o sarpullido. Estas reacciones son de carácter leve y ceden en pocos días.

- Con la vacuna inyectada puede salir ligera hinchazón o enrojecimiento en la zona de la inyección, siendo la fiebre o el dolor de cabeza muy raro.

¿Hay interacciones con otras vacunas o medicamentos?

No hay interacciones entre ninguna de estas vacunas y el resto de las vacunas del calendario, tanto vivas como muertas, ni con la vacunación contra la fiebre amarilla y se pueden administrar a la misma vez. Aunque, al igual que con el resto de las vacunas vivas, en el caso de Vivotif si no se administra a la vez que otra vacuna viva, como triple vírica o varicela, se debe esperar 4 semanas entre una y otra.

En cuanto a la vacuna oral Vivotif y la toma de medicamentos, hay que saber que casi todos los antibióticos, así como todas las sulfamidas y los fármacos frente a la malaria son activos contra las salmonellas. Por eso es incompatible tomar estos preparados junto con Vivotif, salvo la cloroquina, mefloquina o la combinación de pirimetamina/sulfadoxina o atovacuona/proguanil. El intervalo mínimo entre la toma de la última dosis de Vivotif y la de estos medicamentos debe ser de 3 días. Si aún no se ha iniciado el tratamiento preventivo de la malaria o paludismo, se debe esperar al menos 3 días entre la toma de esta vacuna y los medicamentos de prevención de la misma.

¿Quién no debe vacunarse con esta vacuna y que contraindicaciones tiene?

Como cualquier otra vacuna, ambas están contraindicadas en casos de reacciones graves a una dosis previa.

En cuanto a la vacuna inyectable inactivada o “muerta” sus contraindicaciones son:

  • Alérgicos al fenol, ya que lo lleva como excipiente
  • Menores de 2 años
  • Fiebre o enfermedad aguda en ese momento
  • No se recomienda en embarazadas pero se puede poner en caso de necesidad, valorando beneficio/riesgo
  • Con precaución en madres lactantes
  • Se puede poner en inmunodeprimidos (defensas bajas por enfermedad o tratamiento) aunque no se garantiza su eficacia

En cuanto a la vacuna oral o de bacterias debilitadas sus contraindicaciones son:

  • Hipersensibilidad a algún excipiente, como sacarosa, lactosa, gelatina y ácido ascórbico entre otros
  • Fiebre o enfermedad aguda en ese momento, sobre todo gastrointestinal, o toma de antibióticos en los 3 días previos (esto último por  falta de eficacia)
  • Menores de 3 años.
  • Embarazo. En lactancia, uso con precaución.
  • Inmunodeprimidos (alteración de las defensas) cómo personas con VIH, cáncer, tratamiento con quimioterapia o corticoides a dosis altas.

Otros enlaces de interés:

1. Información para el Viajero: Fiebre tifoidea oralMinisterio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Sanidad Exterior 

2. Información para el Viajero: Fiebre tifoidea inyectableMinisterio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Sanidad Exterior

3. La Salud también viaja. Folleto informativo del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Sanidad Exterior (pdf descargable)

Fecha de publicación: 29-05-2013
Autor/es:
  • Olga Ramírez Balza. Pediatra. Centro de Salud Collado Villalba "Estación". Collado Villalba (Madrid)